Si fueses pájaro lo entenderías
Manual de Alta Magia. Pócimas I

#SiFuesesPájaro

  • w-tbird

Son puertas para nacer de inmediato a otro mundo, pero entrar por la puerta, o no, es cosa tuya. Puedes leerlas varias veces, y cada vez será una oportunidad única. Cada apertura de esa puerta da acceso a un lugar distinto, y ese lugar da sentido a la puerta, que nunca es la misma.  Cuando las leas serás tú quien las escriba. Jamás existirán sin ti. Una pócima no es lo que está escrito, sino la chispa que se produce en el contacto de las palabras con tu consciencia.

más de 2.000 ejemplares

volando ya por todo el mundo

sin intermediarios

AGOTADO

El Manual de Alta Magia está compuesto por una serie de libros que abordan la cualidad alquímica y creadora del lenguaje, los cuales irán apareciendo de forma sucesiva a lo largo de la vida del autor. Estos, a su vez, estarán agrupados en distintas colecciones, según la forma adquirida por ese lenguaje en cada uno de ellos.

 

Este pequeño volumen forma parte de la colección Pócimasdedicada a textos breves e independientes, sin un aparente hilo conductor, que también pueden ser leídos de forma aleatoria.

Me encanta la escritura transpersonal de David Testal. Su libro me ha demostrado que la mutación humana, la re-evolución poética, ya se está manifestando. Es una obra sagrada.

(Alejandro Jodorowsky)
 

Delicioso. Una verdadera joya.
(Álex Rovira)

Este pequeño libro, autoeditado y escrito por David Testal, es uno de aquellos que llegan más allá en su forma más pura y honesta… Un libro que sin duda está hecho por y para la vida y para aquellos que la viven intensamente.

(Détour)

Muy sugerente y evocador.

(Inka Martí)

El mejor tratado de magia que se ha escrito en este siglo. Necesario leerlo.
(monoperro)

Si yo cogiera ahora un tren, si fuera a morirme seguro. Si tuviera que elegir entre quedarme quieta y poner un pie delante y otro detrás. Si me quedara dormida de repente y me pusiera a llorar. Si nevara sin pena encima de todas las fuentes. Si perdiera un brazo. Si supiera que sí pero no. Si quisiera aprender a bailar y a rezarle a mis sueños. Si mintiera. Si me faltara. Si quisiera desaparecer y me enfadaran las flores y todas las cosas feas me parecieran feas. Si una niña no me quisiera. Si dejaran de jugar conmigo las hormigas. Si hoy fuera ayer o mañana fuera hoy. Si buscara pedacitos de mí en la sopa y todo tuviera la culpa de todo. Si nada me salvara y me doliera... leería a David, me quedaría a vivir en sus pócimas. Me inventaría un palacio todo lleno de ventanas y lo metería dentro. Dejaría que cayeran gota a gota sus palabras en mi vida. Y ya no tendría miedo de nada...
(Elena Alonso)